Egipto día 14: Museo Egipcio, Ciudad de los Muertos y Mezquita de Alabastro

Home / Egipto día 14: Museo Egipcio, Ciudad de los Muertos y Mezquita de Alabastro

CON UN PAR… DE MALETAS EN EGIPTO

DÍA 14

MUSEO EGIPCIO – CIUDAD DE LOS MUERTOS – MEZQUITA DE ALABASTRO

 

 

Nos levantamos tempranito, para aprovechar al máximo nuestro último día en tierras Egipcias.

Hemos quedado con nuestro particular “taxista pirata”, que nos hará de guía durante todo el día.

 

La primera parada es el Museo Egipcio de El Cairo, ubicado en la famosa Plaza Tahrir.

En el Museo Egipcio se encuentra la mayor colección de piezas del Antiguo Egipto.

Todos los objetos encontrados en las tumbas de faraones y sobre todo en el Valle de los Reyes y las Reinas, han sido llevados hasta el museo, para su custodia.

Se calcula que hay alrededor de 136.000 objetos clasificados y otros tantos aún sin clasificar en los sótanos del museo.

 

Paseamos por los largos pasillos, contemplando las inmensas colecciones de papiros, monedas, estatuas, pinturas, sarcófagos…

 

Pero lo que realmente llama la atención es el Gran Tesoro de Tutankamon, ubicado en la segunda planta del museo.

En esta sala, acondicionada para mantener el tesoro en perfecto estado, se encuentran más de 3.500 objetos encontrados en la tumba del faraón en el Valle de los Reyes.

El descubrimiento de esta tumba ha sido el más notable de la história de Egipto por la riqueza y variedad de los objetos encontrados.

Los más destacables son el sarcófago, el trono y la máscara funeraria, realizados en oro con incrustaciones de piedras preciosas y otros metales nobles.

 

Dentro del museo no se permiten hacer ni fotos ni vídeos.

Dedicamos dos horas al museo, aunque si se tiene tiempo, se le puede dedicar bastante más, hay mucho que ver y explorar.

 

Vamos de nuevo al taxi que nos llevará a una zona “poco conocida” y “no demasiado segura”, la Necrópolis del Cairo o Ciudad de los Muertos.

 

Montamos en el taxi y el “taxista pirata” nos dice que vamos a un lugar especial, que no es inseguro, pero que bajemos los cerrojos del taxi, por si acaso… Esto no nos dio muy buena espina…

Lo que veíamos a nuestro paso la verdad que dejaba un poco que desear… basura, ruinas y suciedad por todos los lados, y calles prácticamente desiertas.

Este barrio, en su origen, fue un cementerio de casi 7 km de largo, lleno de grandes tumbas y mausoleos.

En la actualidad se ha convertido en un gueto para de las clases bajas de El Cairo, donde más de 100.00 personas conviven día a día con los muertos.

Llegamos a una gran casa y el taxista dice que bajemos, que vamos a comprobar de primera mano, como conviven la vida y la muerte. No muy convencimos bajamos y entramos en lo que nos dijo que era el Mausoleo de Mohamed Ali.

Entramos, y enseguida viene a recibirnos un señor con su hijo pequeño.

Se presenta y nos explica que ha llegado a un acuerdo con la familia del difunto y está ocupando el mausoleo a cambio cuidarlo y mantenerlo en perfecto estado de conservación. Vive allí junto con toda su familia.

 

Nos muestra las tumbas de mármol una a una, y nos cuenta donde se encuentran sepultados los cuerpos de Mohamed Ali y parte de su familia.

Además de esto también nos lleva a que conozcamos la casa y el patio.

El hombre se empeña en que saquemos fotos de las lápidas (cosa que no solemos hacer…), mientras el niño corretea y se sube por ellas!! era muy alegre y simpático el chaval !!!

Después de comprobar en primera persona como viven en un mismo lugar los vivos y los muertos ponemos rumbo al siguiente destino del día, el Barrio Copto.

 

El Barrio Copto es donde históricamente han vivido los Egipcios Cristianos.

Es una zona peatonal, con bastante encanto, con varias iglesias, sinagogas, un cementerio y una trama de callecitas increíbles que recorrer.

Recorremos los monumentos más destacados, la Iglesia Colgante o Iglesia de Santa María, la Iglesia de San Pedro, la Capilla de Santa Bárbara , la Sinagoga Ben-Ezra y la Iglesia de San Jorge, que tiene la peculiaridad de estar construida sobre una cueva.

Este barrio nos ha gustado mucho, es un remanso de paz en el caos de El Cairo. Sus callecitas empredradas y limpieza le dan un toque especial.

 

Y del cristianismo pasamos directamente al islamismo. Volvemos a subir al taxi para conocer la mezquita más famosa de El Cairo, la Mezquita de Alabastro.

La Mezquita de Alabastro o Mezquita de Muhammed Ali se encuentra imponente en lo alto de una colina, dentro de la Ciudadela de Saladino, construida para proteger la ciudad de El Cairo de posibles invasores.

Fue construida en el siglo XIX por orden de Muhammed Ali Pasha, en memoria de su hijo fallecido. Se llama mezquita de alabastro por estar recubierta su parte interior y exterior de este material.

Para su construcción se siguió el patrón de una de las mezquitas más conocidas de Estambul, Santa Sofía .

 

Para entrar a las mezquitas, según el Islam, es necesario seguir un número de reglas.

Las personas deben quitarse sus zapatos cuando entren a una sala de oración, que está cubierta con una alfombra.

Todas las mezquitas tienen reglas con respecto a limpieza. Se requiere que antes de la oración los musulmanes se purifiquen.

El Islam exige a sus seguidores que se vistan con ropa modesta.
Los hombres deben llevar ropas holgadas y limpias que no muestren la forma del cuerpo, y las mujeres trajes anchos, camisas y pantalones que cubran hasta las muñecas y los tobillos.

Para las turistas se requiere el uso del pañuelo para cubrirse la cabeza al estilo de la hiyab, y cubrirse hombros y piernas por completo.

Los hombres y mujeres permanecen separados en la sala de oraciones; en teoría, las mujeres deben ocupar las filas detrás de los hombres.
En algunas mezquitas incluso excluyen por completo a las mujeres de las salas de oración…

 

Así que cumpliendo toda esta serie de normas, nos disponemos a entrar a la Mezquita más bonita, que no más grande, de El Cairo.

El interior es enorme, cubierto con una gran alfombra y lámparas con cientos de luces colgando del techo.

También podemos ver una tumba de mármol blanco con los restos del cuerpo de Muhammed Ali .

Salimos al patio donde nos encontramos con la fuente de las abluciones y con un reloj que tiene una curiosa historia.

Este reloj que data del año 1845 y fue un “obsequio” de Luis Felipe de Francia a cambio del obelisco de Lúxor, ubicado en la Plaza de la Concordia de París.

A nosotros, nos queda un poco de duda, de si el “cambio” fue muy justo…

Pero aún nos quedaba por ver lo mejor de la mezquita… que son las vistas que ofrece desde su ubicación privilegiada de la ciudad del El Cairo o de la “Ciudad de los 1.000 minaretes”!!!

Sin duda alguna, uno de los mejores miradores para observar la ciudad.

Más que satisfechos con otro día de intensas e interesantes visitas, ponemos fin al día en el Bazar El Khalili.

Cenamos y fumamos unas shishas para despedirnos de un viaje muy intenso, cansado, caluroso y especial.

 

Todo lo que han visto nuestros ojos habrá que meditarlo y asimilarlo con calma. Maravillas de la humanidad, que aún hoy en día no sabemos cómo las construyeron y qué métodos siguieron.

Ha sido un viaje muy cultural, pero a la vez espiritual… Egipto tiene algo MÁGICO!!!

 

Nos vamos al hotel a descansar que mañana tempranito sale nuestro vuelo destino Barcelona.

Hasta siempre Egipto!!!

 

 

Conclusiones del día

 

Lo peor: Se acabó el viaje :-(

Lo mejor: El Barrio Copto, por su encanto especial.

Y hasta aquí: “Con un par… de maletas en Egipto”

anterior

Egipto día 13: Piramides de Giza
Egipto día 13: Piramides de Giza

También te puede interesar

Dubai en 1 día
Dubai en 1 día
Moscú en 2 días
Moscú en 2 días
Berlin en 3 días
Berlin en 3 días
Cracovia en 4 días
Cracovia en 4 días
Comparte si te ha gustado

Leave a Comment

Contact Us

Not readable? Change text. captcha txt

Start typing and press Enter to search