Cracovia Día 2

Home / Cracovia Día 2

CON UN PAR… DE MALETAS EN CRACOVIA

DÍA 2

BARRIOS JUDÍOS- FÁBRICA SCHINDLER

 

 

 

Nos levantamos tempranito para aprovechar el día al máximo.

 

En el itinerario teníamos que visitar hoy Auschwitz, pero hemos mirado el tiempo y parece que mañana va a hacer mejor día.

Hay mucha nieve por la calle, aunque ya no nieva. Con este panorama decidimos dejarlo para mañana, a ver si luce el sol!!!

 

Nos quedamos en Cracovia, vamos a conocer el Barrio de Kazimierz

Sus casas medio derruidas nos recuerdan la historia de este barrio. Después de la II Guerra Mundial, un elevado porcentaje de los judíos que vivían allí, murieron en los campos de exterminio a manos de los nazis.

 

Nuestro recorrido empieza en la calle Miodowa.

 

Vamos a conocer el Cementerio Nuevo, pero al llegar… como no…Sorpresa!! está cerrado!

No sabemos el porqué, pero más tarde nos enteraríamos.

Dejamos la visita pendiente para otro día…

 

Volvemos sobre nuestros pasos, y llegamos a la calle Szeroka, rodeada de sinagogas, restaurantes y hoteles.

En esta zona se puede ver claramente la tradición y cultura judía, queriendo reconstruir su carácter de antes de la guerra.

La calle Szeroka, es ancha, pareciendo más bien una plaza rectangular alargada.

Anteriormente era el punto central de la ciudad judía, desempeñando el papel de plaza del mercado.

Se han conservado muchos monumentos situados en esta calle, que a continuación visitaríamos.

 

La Sinagoga Remuth, una sinagoga muy pequeña donde hoy en día se siguen realizando liturgias judías.

Y otra vez hucha… Cerrado!!

Pero ahora ya nos enteramos de cuál es la causa. Es sábado o Sabbat y es el día sagrado para los judíos.

Pues nada otra vez será…

Llegamos a la Sinagoga Vieja. Había muchísima gente, la mayoría judíos.

Esta sinagoga es uno de los monumentos de arquitectura religiosa judía más valiosos de toda Europa.

Durante la II Guerra Mundial se utilizó como almacén y después fue destruida.

Después de la Guerra fue restaurada y destinada a albergar la colección judaica del Museo Histórico de Cracovia.

La entrada cuesta 9 zlo. por persona.

Entramos y estaba llenísimo de gente.

Entre los elementos más destacados del interior destacan una bimá forjada, coronas y vestidos, objetos litúrgicos, etc.

Dimos una vueltita rápida y seguimos el recorrido.

Seguimos por la calle Jozefa y en el número 42 nos encontramos con la antigua casa de oración Kowea Itim l´Tora.

Es una casa de varios pisos y en la fachada está colocado el nombre hebreo y 2 estrellas de David con las fechas de su fundación y restauración (1810-1912).

Actualmente es una casa de viviendas.

La siguiente parada es en la Basílica del Corpus Cristi, situada en la calle Bozego Ciala 26.

La Iglesia tiene una torre de 70 metros de altura y es una de las más grandes y bonitas de Cracovia.

En el año 2005 fue elevada a título de basílica menor por el Papa Juan Pablo II.

En su interior alberga el órgano más grande de Cracovia.

Seguimos camino para hacer una visita a la bella iglesia Na Skałce (Sobre la Roca).

Nada más entrar nos encontramos con una escultura del Papa Juan Pablo II.

No pudimos entrar porque estaban oficiando misa.

Ya es medio día así que decidimos parar a comer y reponer fuerzas.

Entramos en el restaurante Starka, de platos de cocina Polaca, situado en la calle Józefa, 14.

Muuy buena elección, la comida riquísima y el trato excepcional, la camarera muy atenta en todo momento.

Tenían carta en español, y además de restaurante es un bar especializado en vodka.

 

Pedimos de entrantes un plato que se llamaba “aperitivos para el vodka”, consistía en un poco de todo… fuet, paté, pepinillos, una especie de ensaladilla…, y una sopa Zurek, muy popular en la cocina polaca cuyo sabor es ligeramente ácido y está elaborada con harina de centeno y carne.

De segundo, un plato de pato asado con salsa de arándanos. Exquisito, el pato estaba súper tierno!

También decir que las raciones son bastante generosas.

Tras la comida nos invitaron a tomar un chupito de vodka.

Nos costó 106 zlo, muy baratito.

Vídeo Gastronomía Polaca

Justo al lado de este restaurante, se encuentran uno de los lugares que aparece en la película la Lista de Schindler de Steven Spielbreg.

Se trata de las escaleras de un patio, donde la niña del abrigo rojo, se escondía de los nazis, para evitar que se la llevaran del gueto a un campo de concentración.

Vídeo- Resumen Barrio judío Kazimierz

Después de reponer energías, nos ponemos rumbo a el Barrio de Podozge, unos 10 minutos caminando.

Cruzamos un bonito puente sobre el río Vístula que estaba lleno de “candados de amor”. Lucia el sol, y las vistas sobre el río eran muy bonitas.

Nada más cruzar el puente, hay que girar a la izquierda y llegamos a la Plaza de Los Héroes del Gueto (Plac Bohaterów Getta).

Fue la plaza principal del gueto cracoviano, por ello se convirtió en el lugar donde se seleccionaba a los judíos que iban a ser transportados a los campos de exterminio de Belzec y Auschwitz- Birkenau.

 

Durante la liquidación del gueto en Marzo de 1943, muchos hombres, mujeres y niños fueron asesinados por los nazis en los patios de las casas y rincones próximos a la plaza.

En el año 2005, la plaza fue remodelada y hoy está presidida por esculturas de sillas, para recordar a los judíos que tuvieron que salir de sus casas con sus pertenencias a cuestas, para acabar muchos de ellos en un campo de concentración.

En el número 18 de esta plaza también se encuentra la Farmacia bajo el Águila, propiedad de Tadeusz Pankiewicz, el único polaco que vivió permanentemente en el gueto y ayudó a los judíos facilitándoles escondite.

Hoy en día se encuentra allí una sucursal del Museo Histórico de la Ciudad de Cracovia.

Desde la Plaza de los Héroes del Gueto por la calle Kacik (está perfectamente señalado) y por un pasadizo bajo un terraplén del ferrocarril llegamos a la calle Lipowa.

En el número 4 de dicha calle, se encuentra la Fábrica de Oskar Schindler.

Horario: Invierno 10 a 18h, verano 10 a 20h.

 

Durante la II Guerra Mundial cazos, cazuelas y sartenes eran esmaltados aquí.

Oskar Schindler salvó a cientos de judíos de ser llevados a campos de concentración, empleándolos en esta fábrica.

Su historia es muy famosa, gracias a la oscarizada película “La Lista de Schindler” de Steven Spielberg, rodada en Cracovia en 1993.

Actualmente en la fábrica se encuentra una sucursal del Museo Histórico de la Ciudad de Cracovia.

Pagamos la entrada 17 zlo. y dejamos la mochila en la taquilla, ya que no se podía pasar con ella.

 

Dentro hay una exposición dedicada a la historia de Cracovia y la suerte de sus habitantes polacos y judíos durante la ocupación Alemana.

Nada más entrar nos encontramos con una sala de cine, donde se representaba una película en la que los judíos que trabajaban en la fábrica contaban sus sentimientos en el momento de la guerra. En Inglés.

La exposición, está muy bien ambientada, cuando caminas a través de los pasillos te hace sentir que estas en la época nazi, para que puedas experimentarlo de manera más real.

Hay muchas fotografías de época, objetos ordinarios, documentos personales y oficiales…

La visita duró unas dos horas y media, y sin liarnos mucho… es enorme y tiene multitud de información y documentación.

A la salida hay una cafetería, baños y una tienda de souvenirs.

Compramos de recuerdo una taza de acero esmaltada, con el logo de la fábrica, 12 zlo.

Volvemos de nuevo a la Plaza de los Héroes del Gueto.

Cruzamos la calle Lwowska, por la cual pasaban en Marzo de 1943 las columnas de los judíos, conducidos bajo la escolta de los soldados alemanes al campo de concentración de Plaszow.

 

Entre los edificios 25 y 29 de esta misma calle hay un trocito del muro del gueto cracoviano.

En 1983 fue colocada una lápida conmemorativa la cual dice: “Aquí vivían, sufrían y morían de las manos de los perseguidores Hitlerianos. De aquí dirigía su último camino a los campos de exterminio”.

Vídeo-Resumen del Gueto y la Fábrica de Oskar Schindler

Ya es bastante de noche, hace muchísimos frío y estamos agotados.

Nos cogemos el tranvía (3,80 zlo.) en la Plaza de los Héroes del Gueto, y nos bajamos muy cerca de la calle Florián.

Llegamos hasta la Plaza Rynek Glowny y entramos en un restaurante justo enfrente de una de las puertas del Mercado de los Paños, Krakowskie Jadto Restauracja.

Otra vez que cenamos estupendamente. Cracovia en cuanto a gastronomía nos está sorprendiendo gratamente! y con un trato estupendo!

Costillas asada con patatas + un surtido de dumplins + bebidas = 98 zlo.

Ha sido un día intenso, de muchas visitas y mucho frío.

Nos vamos a nuestro súper-apartamento. Una duchita caliente es lo que nos falta para acabar un día redondo.

Nos vamos a dormir que mañana tenemos que madrugar mucho, antes de las 8 tenemos que estar en la estación.

 

A descansar!!

 

Conclusiones del día

 

Presupuesto: 307 zlo.

Lo peor: Las sensaciones que producen cada lugar de los que visitamos, sabiendo toda la historia que tienen detrás.

Lo mejor: La visita a la fábrica de Oskar Schindler.

Hasta la próxima etapa de “Con un par… de maletas en Cracovia”

también te puede interesar

Cracovia día 0: Preparando el viaje
Cracovia día 0: Preparando el viaje
Cracovia día 1: Primer contacto
Cracovia día 1: Primer contacto
Cracovia día 3: Visitamos auschwitz
Cracovia día 3: Visitamos auschwitz
Cracovia día 4: Wieliczka, mina de sal
Cracovia día 4: Wieliczka, mina de sal
Comparte si te ha gustado

Leave a Comment

Contact Us

Not readable? Change text. captcha txt

Start typing and press Enter to search